Kurdos de Siria ¿Un proyecto libertario patrocinado por el imperialismo?

x Iñaki Urrestarazu
Tuvimos ocasión de asistir recientemente a una charla sobre los kurdos titulada ¿Qué está pasando en Rohava? dada por una militante kurda

Con intervenciones ideológicas complementarias desde la mesa, en el contexto de unas jornadas organizadas por los KI (Comites Internacionalistas) bajo el lema de “herriok bidean! Hojas de ruta para la liberación nacional y social” en las que la intención era el ir hablando sobre los Tamiles, Cataluña, Euskal Herria, Sri Lanka además del citado de Rohava y los kurdos.

Una buena parte de la exposición se basó en explicar en qué consiste y como se aplica el proyecto denominado de la “Confederacion Democratica”, propuesto por el líder del PKK Ocalan hace alguna década, inspirado en la ideología del municipalismo libertario, de la democracia directa y del ecologismo del militante libertario norteamericano Murray Bookchin, y haciendo en el caso kurdo un gran énfasis en la liberación de la mujer. Estos planteamientos de Ocalan surgen de un proceso de evolución de su pensamiento que parte de unos planteamientos inicialmente marxistas-leninistas. No vamos a entrar por nuestra parte a analizar ni valorar este proyecto sino el contexto de la línea política y la práctica de los kurdos, especialmente del PYD/YPG dentro de la guerra que sacude a Siria.

La primera cuestión que llamaba poderosamente la atención en el discurso argumentativo era la ausencia casi absoluta de referencias al origen de la guerra y los causantes de la misma, de una guerra llevada a cabo contra Siria, contra sus estructuras soberanas, contra el pueblo sirio y también contra los kurdos, organizada desde el exterior por el imperialismo norteamericano con el apoyo fundamental de sus aliados Francia, Reino Unido, Turquia, Israel, Arabia Saudita, Qatar y Emiratos Arabes Unidos principalmente. De una guerra financiada y armada por estos y materializada mediante el envío a través de las fronteras de cientos de miles de mercenarios extranjeros, organizados en autenticas hordas terroristas, estructuradas en torno a la hegemonía de ISIS y Al Qaeda, creaciones directas de los EEUU y el imperialismo, y con el patrocinio de diversas potencias, que a su vez apadrinaban cada uno sus propias redes de terroristas.

Ni tampoco hicieron referencia a los objetivos reales de toda esta operación, la de destruir Siria y desmembrarla, para colocar sobre sus restos a islamistas radicales takfiries y wahabitas, a fanáticos islamistas que impusieran a todo el mundo la Sharia y dispuestos a servir y obedecer al imperialismo [el objetivo final es evitar una unión antiimperialista entre Irán, Siria, Irak y el Líbano, que perjudicaría todos los planes de EEUU e Israel para la región]. Todo esto quedaba obviado e invisible. Ni los causantes de la guerra, ni el ISIS ni Al Qaeda, ni los 500.000 muertos, ni las increíbles barbaridades practicadas contra el pueblo, contra intelectuales, contra lideres religiosos, contra las minorías religiosas, las minorías étnicas, los alauitas, los sunitas moderados, los discrepantes con el terrorismo o los que apoyan al Gobierno pareciera que existieran.

En su lugar aparecía el relato propio de todos los medios intoxicadores y mentirosos, con un Assad supuestamente criminal, sin legitimidad (cuando han sido muchísimas y muy importantes las demostraciones de apoyo) y con un gobierno supuestamente creado por dos o tres potencias -¿de donde sacan esta barbaridad?- y que no se preocupaba de los kurdos, cuando Siria ha acogido más de un millón de refugiados kurdos escapándose de la barbarie turca, a quienes se les concedió asilo político. Y cuando asimismo Ocalan estuvo protegido en Siria durante casi 20 años al igual que muchos militantes del PKK hasta el punto de haber recibido ayuda incluso militar de Siria y haber convertido Siria en centro de operaciones del PKK. O cuando igualmente las milicias del YPG han estado financiadas por el gobierno sirio al menos en un principio y el Ejército sirio retiro sus tropas de las zonas kurdas, dando entera libertad a los kurdos para organizarse y defenderse autónomamente de las agresiones de los yihadistas. Y esto a pesar de que los kurdos vieron al principio “los toros desde la barrera”, sin mover un dedo en contra de la agresión a Siria hasta que los yihadistas les atacaron también directamente a ellos.

Y lo que ya queda sumido en lo absolutamente injustificable e inexplicable es la alianza forjada por el PYD/YPG con el mayor asesino de la historia de la humanidad como son los EEUU, propiciadores de cientos de golpes de Estado, de innumerables masacres en todos los continentes, de asesinatos políticos, de atentados, de guerras sucias, de terrorismo, los creadores de la guerra contra Siria, como contra tantísimos países sea directa o indirectamente via intermediarios –Libia, Yemen, Libano, Palestina, Irak…- Cómo se puede justificar la alianza con este pais criminal y barbaro, para supuestamente lograr la independencia(?) o la autonomía (?) o muchísimo menos una sociedad libertaria y autogestionada (¡). Hay que preguntarse en primer lugar cuáles son las razones que han podido motivar a EEUU a apoyar militarmente a los kurdos, con enormes cantidades de armas incluso pesadas, y cuando han establecido al menos una docena de bases militares en su territorio o incluso un acuerdo por 10 años en los que los kurdos se comprometen a no enfrentarse con los EEUU y ser parte fáctica de su ejército.

Es muy triste decirlo, pero desgraciadamente los EEUU están utilizando a los kurdos como peones en su estrategia de destruir Siria, de desmembrarla, de romper el Eje de la resistencia, de controlar todo el Oriente Medio, a cambio de unas promesas que jamás serán cumplidas, como ha sucedido siempre y en el mejor de los casos convirtiéndolos en un protectorado, incrustrado en Siria y en el Medio Oriente para seguir conspirando por destruir y controlar toda la región. Si hacemos el paralelismo con nuestra realidad de Euskal Herria, lo que está clarísimo es que jamás de los jamases, nos podríamos aliar con la OTAN ni con el Ejército de los EEUU para luchar –es un supuesto- contra una España agredida por los EEUU desde el exterior por mucho que tuviera reticencias con nuestra lucha por la soberanía, aliándonos oportunistamente con el mayor enemigo de los pueblos, el mayor asesino y el responsable de la agresión. Antes tendríamos que basarnos en nuestra propia lucha, en la solidaridad, en la búsqueda de la negociación y en alianzas antiimperialistas. Hacer estos planteamientos además, en una semana que supuestamente pretende trabajar unas “hojas de ruta para la liberación nacional y social”, raya el cinismo y la sinrazón.

Decir que la alianza con los “EEUU” es una alianza “táctica”, es otra “ilusión” o engaño de cara al exterior. Una alianza de 10 años no es táctica, una alianza con 12 o más bases militares en el territorio kurdo, lo que hace la mayor concentración de bases militares por unidad de territorio del mundo, no es una alianza táctica ni tampoco cuando les están suministrando enormes cantidades de armamento, cientos de camiones que incluyen armamento pesado. Y menos teniendo en cuenta los grandes intereses que tiene EEUU en la región. Al igual que en la OTAN, desprenderse de una alianza con EEUU es muy difícil y tanto más cuanto mas tiempo dure esa alianza y más se consoliden los intereses norteamericanos. Antes, los EEUU están dispuestos a destruir a los kurdos, a Kurdistan y a quien haga falta. Por eso, la autentica salida del YPG es romper inmediatamente esta nefasta alianza, enfrentarse a EEUU y a los turcos y tratar de negociar con los sirios y los rusos. Es la única salida.

Ademas, pretender crear una sociedad libertaria como es la de la “Confederacion Democrática” con el patrocinio de EEUU, es como decir que ahora EEUU, el máximo representante del capitalismo y del imperialismo, va a apoyar o consentir que un aliado suyo plasme un proyecto en absoluta contradicción con sus principios, sus estrategias y sus practicas. Algo absolutamente insostenible. Ya de hecho los EEUU están hablando –lo dijo el Secretario de Estado Tillerson- de que van a utilizar personal y cuadros técnicos expertos en la gestión de instituciones locales y superiores, para adiestrar a los kurdos en estas técnicas. Es decir en lo contrario de lo que es el “Confederalismo Democrático”.

Y paralelamente al tema de la alianza con EEUU, los kurdos del YPG se atienen a otra alianza antinatura, esta vez con sectores yihadistas árabes, con autenticos “rebeldes moderados”, la de las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), otra creación estadounidense para dar color árabe y constituir una coartada para el plan norteamericano de ocupación de amplios territorios de Siria no kurdos, en la perspectiva del desmembramiento de Siria, de apropiarse de importantes recursos (petrolíferos, gasisticos y acuíferos) impidiendo que pasen a manos de su dueño, el gobierno sirio, y creando barreras a la esencial comunicación terrestre entre Iran, Irak, Siria y Líbano bloqueando las fronteras de Irak.

El plan norteamericano ha sido empujar al ISIS, desplazarlo, para sustituirlo por los kurdos de manera que se logre lo fundamental para ellos, evitar que ese territorio vaya manos del Gobierno sirio. Siria ya lo ha dicho repetidas veces, que esos territorios no están liberados sino que están ocupados, siguen ocupados, antes por el ISIS y ahora por los kurdos, y siempre y en todo caso de la mano de EEUU. Cuando a los conferenciantes se les plantea el absurdo de su postura y de la situación, responden con algo inverosímil, y que es que ellos “no están ocupando”, sino que van involucrando a las poblaciones en el Confederalismo Democratico, es decir que su papel al parecer es ir “evangelizando” en el Confederalismo Democrático a las poblaciones cuyos territorios han conquistado con las armas y el apoyo de EEUU, al igual que hacían los españoles en América.

A todo ello se añade el proyecto de creación de las “Fuerzas de Defensa de las Fronteras” con 30.000 miembros de los cuales la mitad serian kurdos y la otra mitad yihadistas “reciclados” (¡). Otra contradicción brutal, expresión de que los EEUU juegan con todas sus bazas, el ESL, el ISIS, los kurdos… haciendo toda clase de combinaciones y filigranas. Ahora que el ISIS esta derrotado, los reciclan, enviandolos a Libia, Afganistan o incluyéndolos en las “Fuerzas de Defensa de las Fronteras”. Este proyecto trata de consolidar militarmente sus “conquistas” territoriales y evitar que pasen a manos sirias. Erdogan por su parte lo interpretó como un proyecto dirigido contra él, a impedir que entre en Siria e incluso –lo llegó a decir- para conspirar contra él mismo y derrocarlo y ha sido lo que le ha motivado a su última incursión en Efrin y sus proclamas de que esto no es más que el principio, que va a ocupar una franja de 30 kms de profundidad desde Efrin hasta la frontera irakí.

Otra cuestión que llamaba la atención en la charla era la distribución de responsabilidades por igual entre los norteamericanos –los aliados del YPG a pesar de todo- y los rusos, entre los diversos “imperialismos”, difuminando una vez más las responsabilidades y blanqueando a los verdaderos responsables de la guerra, el imperialismo norteamericano, el que tiene mas de 1000 bases militares por el mundo, un presupuesto militar igual al del resto del mundo, el que controla todas las instituciones económicas y políticas mundiales mas importantes, el que ha montado cientos de golpes de estado por todas partes desde la II Guerra Mundial [y antes], el que ha organizado autenticas carnicerías y matanzas en todos los continentes, el que ha destruido en última instancia Libia, el que está destruyendo via Arabia Saudita Yemen, el que impulsa y sostiene el sionismo de Israel, el que quiere destruir Iran, el que bombardeo Irak, Afganistan –donde sigue-, el gran utilizador de los drones asesinos y un larguísimo etcétera.

Y que son los creadores de la guerra contra Siria y los que como decíamos han fabricado el ISIS, Al Qaeda y todas las subespecies de terroristas islámicos para destruir Siria y el Oriente Medio, para desestabilizar Rusia y China… Comparar esta barbarie con los rusos es un auténtico despropósito. Y en concreto en el caso de Siria, donde los norteamericanos además de crear la guerra, campean a sus anchas sin permiso del Gobierno de Siria ni de la ONU, pisoteando la soberanía siria, mientras que los rusos han ido por solicitud del gobierno sirio y para ayudarlo, con una ayuda que ha sido vital, imprescindible y decisiva en el curso de la guerra. Los rusos lo proclamaron y está muy a la vista, que iban a Siria a luchar contra el terrorismo, a tratar de extirpar un tumor maligno que está también dirigido contra ellos, para desestabilizarlos al igual que para desestabilizar a China, exportando el cáncer del ISIS y Al Qaeda a las zonas musulmanas de ambos estados.

En cuanto al ataque turco contra Efrin y contra los kurdos, pretenden responsabilizar también de esto a los sirios y rusos, sobre la base de unas supuestas conversaciones mantenidas por estos con los turcos, en el que les conminaban supuestamente a estos últimos a hacer el “trabajo sucio” de obligar a los kurdos a que cedan el territorio de Efrin al Ejército sirio y en caso contrario, dando luz verde para machacarlos. Asimismo responsabilizan a los rusos por abandonar la base que tenían en Efrin, desplazarse a otra zona y no enfrentarse con los turcos defendiendo a los kurdos.

Los sirios han condenado muchas veces la presencia de los turcos en el norte de Siria como han condenado toda presencia e intervención de fuerzas extranjeras ocupantes en su territorio –tanto de turcos, estadounidenses como israelíes y fuerzas occidentales-. Condenaron la entrada del Ejército turco acompañado de sus huestes del ESL y con la proteccion aérea de los EEUU en Jarabulus y Aziz en agosto de 2016. Y en el caso de Efrin han amenazado al ejercito turco de derribar sus aviones si entran en territorio sirio. Además, cuando les pidieron ayuda los kurdos, exigieron como es lógico la presencia de sus fuerzas en la frontera para hacer frente al ejercito turco, cosa a la que se negaron los kurdos. A pesar de todo los sirios han dejado pasar por territorio bajo control de su Ejército a tropas del YPG de apoyo procedentes de Raqqa y otros lugares. Es más, sectores importantes de los kurdos de Efrin, considerando Efrin parte de Siria, han pedido la entrada del Ejército sirio en el territorio, cosa a la que se han negado los mandos militares del YPG.

El gobierno sirio –ni el ruso- jamás negociaría con los turcos acuerdos de invasión a su propio territorio para atacar a los kurdos. El gobierno sirio ha demostrado durante todos estos 7 años de guerra brutal contra ellos, una dignidad y consecuencia como no han demostrado otros muchos. Entendiendo Efrin como parte de Siria, el gobierno sirio jamás entraría en trapicheos con los turcos – a los que conocen bien- sabiendo que todo territorio ocupado por fuerzas extranjeras luego hay que pelear por desocuparlo, complicando más el ya tremendamente complejo panorama de la guerra. Y lo mismo podemos decir de Rusia. Si Rusia se ha retirado de Efrin es porque un enfrentamiento directo con Turquia significa un enfrentamiento con la OTAN, lo cual es algo que podría acarrear unas consecuencias imprevisibles y catastróficas.

En lugar de tratar a los rusos de traidores por haberse retirado de Efrin, más bien deberían de tratar de traidores a los EEUU con los que tienen la alianza y que les han dejado “tirados” a merced de los ataques turcos, rompiendo de una vez con ellos. Y no es la primera vez que les dejan tirados. Lo hicieron cuando la aviación norteamericana apoyó a las tropas turcas y sus mercenarios del ESL en su entrada en Jarabulus y Aziz, y cuando les exigieron al unísono con Turquia que se retiraran al este del Éufrates si querían seguir recibiendo ayuda militar, cosa que obedecieron sin rechistar, de manera que en lugar de enfrentarse con los turcos fueron de campaña al son norteamericano primero hacia Raqqa y después hacia Deir Ezzor y Abu Kamal, muy lejos de sus tierras. Tambien fueron digamos “ninguneados”, cuando habiendo jugado un papel esencial en la conquista de Manbij y de Raqqa, luego han sido desplazados de su gobernanza, en favor de instancias manejadas por los EEUU, que no van a administrar según los criterios del “Confederalismo Democrático” y que van a estar de hecho relacionadas con variantes del yihadismo y de los “rebeldes moderados”.

A todo esto hay que añadir el hecho de que EEUU por boca de [el ministro de Exteriores] Tillerson ha manifestado que los turcos tienen razón al reclamar unas zonas de seguridad en sus fronteras, es decir que vienen a defender esa franja de protección, ese “buffer” que reclama Erdogan a lo largo de la frontera con Siria y hasta la frontera con Irak. ¿Dónde quedan ahí los kurdos? Es que hay que tener muy claro que para los EEUU, Turquia es prioritario sobre los kurdos, por ser miembro de la OTAN y la importancia estratégica que tiene en su política de acoso a Rusia. Una vez más se manifiesta el agujero negro en que se ha metido el YPG en su alianza con los EEUU y en su alianza con las FDS.

Como decíamos antes, la única salida coherente, consecuente y digna para los kurdos es que rompan con EEUU y traten de llegar a acuerdos con los sirios. Ha habido desacuerdos, desavenencias y acciones negativas por ambas partes, pero han de ser superadas y buscar la entente como sea. Por otra parte, los rusos siempre han tenido una postura de apoyo a los kurdos, de buscar acuerdos entre sirios y kurdos, de tratar de que participen en las negociaciones de Ginebra, de Astana y de Sochi e incluso en el organismo estratégico conjunto que formaron en su dia entre Irak, Iran y Siria para dirigir la lucha antiterrorista a la que se opusieron los kurdos. Pero han sido las fracciones terroristas del Grupo de Riad, de Al Qaeda y sus diversas variantes las que mas firmemente se han opuesto a la presencia de los kurdos en las mismas.

Fuente: La Haine

 

¡Comparte!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × 1 =